Domingo , 23 julio 2017
Último Momento
“Una historia que, a pesar de su rudeza, también tiene cabida entre sus líneas para los sentimientos del amor”

“Una historia que, a pesar de su rudeza, también tiene cabida entre sus líneas para los sentimientos del amor”

Patrick Ericson publica en España  “Anochece en Irak”, una novela que ya fue publicada en Brasil y traducida al portugués, en el año 2010, con muy buena acogida y excelente crítica en aquel país.

Las manos de Jack colgaban inertes. No era la inmovilidad del descanso en la postura del sueño, ni el desasimiento de las formas posibles en un instante de relajación o abandono. Las manos de Jack estaban vacías, muertas al gesto y a la presencia. Un vencimiento estéril las había poseído hasta petrificarlas. Lacias y quietas, yacían independientes del curso del tiempo. El tiempo, sin embargo, circulaba, se movía de un lado a otro de la realidad. El péndulo del reloj de pared oscilaba acompasado y su latido resonó en la habitación como el eco de un pensamiento hiriente y oprimido. La noche no tenía fin, iba culebreando ciegamente en busca del amanecer, del color, de las formas vivas. Una tortuosa cadena fabricada con eslabones de brutales sucesos aprisionaba su cuerpo y su mente, corrompiendo todo lo bueno que pudiera haber quedado en él después de la tragedia.
Le dolía la sangre. Le dolía el alma. Le dolía la memoria”.

ANOCHECE EN IRAK
Este es un fragmento de la nueva novela del escritor alhameño Patrick Ericson, o lo que es lo mismo José Mª Fernández Luna, “Anochece en Irak”.
Hemos querido hablar con el autor de una obra que seguro no dejara indiferente a nadie por su trama ya que se trata de una novela que al ritmo de la intriga bélica y política profundiza en el drama humano de las víctimas de los atentados del 11-S.

Hola ¿Patrick o José Mª?
Siempre seré José Mª, sobre todo para los amigos, la familia y para la gente de aquí, de nuestro pueblo. Sin embargo, cuando decidí publicar con pseudónimo acepté que este iba a ser un nombre artístico que habría de acompañarme para siempre. Por ese motivo, cuando hablamos de libros prefiero que me llamen Patrick, porque así me reconocen los lectores.

Háblanos de tu novela
La novela es algo más que una historia que aborda el tema de la conspiración en los atentados del 11 de septiembre en Nueva York. Es también una descripción objetiva de lo ocurrido en Irak, de la toma de Bagdad a manos de las tropas estadounidenses. Igualmente, se aborda el tema de las muertes de los reporteros José Couso y Julio Anguita Parrado, y la posterior instalación del Gobierno Provisional en la llamad Zona Verde, en Bagdad, incluso asuntos como los expolios sufridos en el Museo arqueológico de Bagdad, o el asalto de la base española Al Andalus, en Nayaf, por los chiies del religioso Muqtada al Sader, donde unos pocos agentes de seguridad de la compañía Blackwater, de Estados Unidos, tuvieron que defender la posición porque el gobierno español les había prohibido hacer un solo disparo. Estoy seguro de que los lectores encontrarán amena la historia, una historia que, a pesar de su rudeza también tiene cabida entre sus líneas para los sentimientos del amor, la amistad y las rivalidades afectivas y religiosas. También cabe reseñar que “Anochece en Irak” ya fue publicada en Brasil y traducida al portugués, en el año 2010, con muy buena acogida y excelente crítica en aquel país.

¿Qué te ha inspirado a escribirla?
La idea de escribir la novela se fraguó en la Feria del Libro en Madrid, en el año 2007, tras una conversación que mantuve con mi agente literario, quien, a su vez, es historiador y documentalista. Cuando me habló de su estrecha amistad con Mercedes Gallego, la reportera española del grupo Vocento que entró en Bagdad con los Marines de Estados Unidos, y de lo que lo que ésta le había contado de sus experiencias en Irak, pensé que la historia de lo que verdaderamente ocurrió allí merecía la pena contarla, ya que los noticieros omitían gran parte de los hechos acaecidos en Irak, sucesos que debían ser de la opinión pública. Ello me incentivó a escribir esta novela, a la que tuve que dedicarle un gran número de horas, precisamente para que fuese lo más real y objetiva posible.

¿Hay un cambio respecto a tus anteriores trabajos?
No hay un cambio demasiado drástico con respecto a otras novelas. La historia conserva diversos factores que son comunes con algunos otros de mis escritos, como pueden ser la guerra, la conspiración o la utilización de nuevas tecnologías. Sin embargo, siempre he pensado que cada una es diferente, no me encasillo en un género en concreto. Pienso que un escritor es capaz de saber moverse por todas las modalidades literarias, y con ello incluso la poesía, el ensayo y el teatro.

¿Cómo te has documentado?
La documentación de este libro, al margen de intensa y agotadora, fue bastante enriquecedora y amena. La mayor fuente de información, en este caso, la recibí precisamente de Mercedes Gallego. Ella estaba, y sigue estando, como corresponsal en Nueva York. Nos estuvimos escribiendo durante unos meses. Yo redactaba algunas preguntas y ella amablemente las contestaba desde la distancia. También recibí información del coronel retirado Amadeo Martínez Inglés, que fue destacado profesor de Estrategia y jefe de Movilización del Estado Mayor del Ejército español, sobre todo con respecto a los movimientos de estrategia, en el vocabulario castrense y en graduación militar. Por mi parte, adquirí varios libros que hablaban del tema de Irak que me fueron de gran ayuda; por nombrarte a un par de ellos: “Blackwater”, de Jeremy Scahill; “Más allá de la batalla”, de Mercedes Gallego; o “Vida imperial en la ciudad esmeralda”, de Rajiv Chandrasekaran.

¿Cómo se puede adquirir la novela?
El asunto de la distribución es cosa de la editorial. Supongo que podrá adquirirse en las grandes librerías como El Corte Inglés o FNAC, y aquí en Murcia también en la librería Diego Marín. También existe la posibilidad de adquirirlo directamente en la página web de la editorial, y en todas aquellas librerías de la región que decidan solicitarlo.

Háblanos un poco de tu vida.¿Qué haces ahora?
En este momento trabajo en dos novelas a un mismo tiempo. Una de ellas es una historia que aborda un tema de actualidad, que por ahora me reservo, y que está basado en un guión cinematográfico que escribí hace un año. La otra novela es una historia basada en hechos reales, y que la propia protagonista me va narrando diariamente a través de correos electrónicos. Brevemente te diré que es la historia de la primera bailarina go-gó de toda España, toda una leyenda dentro de la vida nocturna de las discotecas de Madrid y del resto del país. Además, es la historia de una persona que sufre, al día de hoy, los azotes de un cáncer metastático y que sufrió un duro maltrato, físico y psíquico, a manos de su padre. Creo que será la mejor historia que he escrito.

¿Cuáles son tus inquietudes?
Mis inquietudes se reducen a seguir adelante con mi trabajo, perfeccionarlo cada vez más y convertirlo en algo digno, pues la labor bien realizada es la mejor herencia que uno puede dejar a los demás. En todo caso, aspirar a algo más es lícito, e incluso necesario, en este oficio tan denostado.

¿Se puede vivir de la literatura?
Se puede vivir, por supuesto, como se puede vivir de la pintura o de la canción, pero hay que tener en cuenta varios factores. El primero y más importante es tener suerte con las editoriales, que estén dispuestas a apostar por ti; el segundo, seguir creyendo en tu trabajo por encima de todo, y seguir luchando; y tercero, hacerlo cada vez mejor hasta alcanzar la mayor perfección posible, tanto en estilo como en contenido. En todo caso, la última palabra la tiene el lector.

Ficha_Anochece en Irak

Deja un Comentario

Tu dirección de email no será publicada. Required fields are marked *

*